Factor entre dos

0
8

Por: José Efraín Caballero Sevilla

Nuestra capacidad de ser felices

 

El pueblo de México ha demostrado ser más grande que sus problemas; en cada ocasión que se ha presentado una complicación en sus diversos rubros, ha sabido superarse;  en emergencias económicas, ambientales, de salud y hasta de inseguridad.

Esto queda demostrado según diversos estudios, que posicionan a México y sus ciudadanos como uno de los 4 países mas felices del mundo; no es casual que los extranjeros que visitan nuestro país se llevan una grata impresión y se refieren a nuestros connacionales como personas amables y alegres, reconociendo que la situación de pobreza no es un factor que influya en el estado anímico.

México es el segundo país más feliz de Latinoamérica, detrás de Costa Rica, que contrasta de manera significativa, ya que posee una paz social ejemplar y es la única nación del mundo que no cuenta con un ejército militar.

México es un país Latinoamericano, por lo que padecemos los mismos problemas que esta región y compartimos una identidad cultural que nos hace semejantes en cuanto a las diversas concepciones de lo que implica ser felices.

Se destaca la importancia de la satisfacción familiar como un factor imprescindible para la felicidad, igualmente que en Latinoamérica; mientras en otras latitudes son otras situaciones las que marcan la pauta para su bienestar emocional.

Los conceptos tomados en cuenta para estos pulsos demoscópicos son: satisfacción con la vida, con los logros en la vida, afecto, satisfacción familiar, satisfacción laboral, salud, vida social, ocio y tiempo libre.

El ser humano como ser emocional, depende de estas como el motor de nuestro funcionamiento, y de ello depende igualmente su desempeño dentro de la sociedad, por lo que sería algo valioso se educara al ciudadano desde su formación académica, para conocer nuestras propias emociones y encausarlas hacia nuestro desarrollo individual y en consecuencia colectivo.

Algo positivo que se está gestando como proyecto dentro de las escuelas, es impartir clases de yoga y complementar la educación académica con la educación emocional, que sin duda en esta época se necesita reorientar y encausar hacia una salud espiritual de la mano con la preparación escolar.

Por otra parte, es importante esta efeméride patria que se aproxima, el grito de Dolores del 16 de septiembre, que nos recuerda históricamente que podemos llegar a superar las diversas adversidades, y nos hace reflexionar que como raza somos triunfadores.

En consecuencia nos da motivos y razones para ser felices; nos da la pauta para luchar por lograr nuestros objetivos, y nos incentiva a conquistar nuestras propias batallas personales.

Y aunque ya somos felices, según como indican las estadísticas, la Universidad de Harvard da 6 claves para ser más felices, y estas son: Perdonarnos a nosotros mismos nuestros fracasos; agradecer lo bueno que recibimos ya que no es realista pensar que siempre lo tendremos; hacer deporte; no intentar muchas cosas a la vez y desestresarse un tiempo; aprender a meditar; y por último la resiliencia, que significa la capacidad de un individuo para enfrentarse a circunstancias adversas, o situaciones traumáticas, y recuperarse saliendo fortalecido y con más recursos.

Estimado lector ya lo sabe, sea más feliz y tenga un excelente día, nos leemos la próxima.

Contacto: factorentredos@hotmail.com

 

Comentarios

comentarios