en

¿Posible un Éxodo del PRI?

Cd. Victoria, Tam.- Tras las últimas elecciones, se dio una nueva configuración en el congreso de la unión, donde la oposición logro ampliar la distancia para juntar las dos terceras partes de las votaciones en las reformas constitucionales, poniéndosela más complicada al partido oficial Morena y sus aliados en ese objetivo.

Los votos necesarios para lograr la mayoría calificada, requieren de 334 sufragios, en caso que estén presentes todos los Diputados Federales, o un voto menor acorde al número de legisladores que se encuentren en su curul al momento de la votación.

El Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, en un movimiento de ajedrez político, ha abierto espacios en su gobierno a opositores, para la suma de Priistas y Panistas en el corto plazo hacia sus propuestas, lo que dará una fractura hacia su interior.

Es el inicio de una negociación, que no es de carácter institucional, pero si con algunos actores en lo individual, y diversas corrientes o grupos disidentes que no están de acuerdo en la forma de operar de sus cúpulas partidarias.

La fractura entre los dos partidos que anteriormente eran antagónicos, y pretendían transitar por la vida política en un solo carril, parece que está en proceso, y por lo menos al interior del PRI.

El PRI se encuentra en una disyuntiva, por un lado el regresar a los orígenes de su nacimiento, cuando fue el impulsor de la clase media y sus políticas económicas en el siglo pasado, o continuaría por la senda del neoliberalismo, promoviendo a las elites económicas y empresariales como en los últimos 30 años.

 Es casi un hecho, que el PRI como institución, puede tomar una determinación, pero a su interior existirán elementos que se subordinen al posicionamiento oficial, como ya lo ha hecho el ex Gobernador priista de Sinaloa, Quirino Ordaz, quien colaborará en el Gobierno Federal de Andrés Manuel López Obrador, a invitación.

Algunos legisladores tomarán su propio camino hacia las reformas, tratando de obtener por un lado la simpatía de los ciudadanos, y regresar a sus orígenes, y por el otro lado beneficios y espacios políticos.

Es incuestionable, que tienen mayor futuro político pasándose al bando de Morena, que seguir en un partido cada vez más disminuido, que como coadyuvante del PAN,  le ha tocado la peor parte en los resultados electorales.

Es oportuno señalar, que el Presidente ha logrado promover todas las reformas constitucionales con anterioridad, contando con un “score perfecto”, como se diría en el argot del beisbol que tanto le agrada.

Veremos dentro de poco, a Priistas pasándose a la bancada de Morena en el congreso federal, en caso que el PRI pretenda oponerse de manera sistemática a las reformas venideras, ya que la popularidad del partido tricolor iría en picada y seguiría pasando factura en las consecuentes elecciones.

Cabe recordar, que una gran cantidad de políticos Morenistas son de extracción del PRI, del PRD y del PAN; además considerar que el 92% de los candidatos a Gobernador en las recientes elecciones, pertenecían anteriormente a estas fuerzas políticas, lo cual daría pie, a seguir con la política incluyente dentro del partido más popular, hoy por hoy entre los ciudadanos.

Querido lector, le deseo un excelente día.

Contacto: factorentredos@hotmail.com

Colocado por Redacción

Servidores de la Nación a la caza de los ‘ninis’

Diputadas de Morena se brincan al PAN