en

Opinión Pública

Cd. Victoria // Tamaulipas

Quiérase o no, el Instituto Electoral (IETAM) removerá lodos de aquellos polvos en el curso de la reunión de consejo general, programada para este jueves.

Al pasar la fiscalización de prerrogativas locales a manos del INE, comenzó a brotar pus.

Poco a poco los entes –partidos- se van acostumbrando a rendir cuentas de los dineros que utilizan, procedentes del erario, que no son un donativo ni préstamos “sin regreso”.

La gente de Juan José Ramos Charre deberá aplicar sanciones  a aquellos que reportaron gastar en publicaciones (“fantasmas”) trimestales y semestrales, pero de los impresos no se ocuparon ni de tomar una foto. La palabra correcta sería fraude.

Expertos sobre el tema son los de Movimiento Ciudadano. Mandaron imprimir libros pero su gente no “guardó” ni la muestra para enviar al Instituto. Dijeron haber “agotado” todos los ejemplares.

Cuando supervisaba el IETAM –léase administración estatal-, los actores partidistas extorsionaban al Secretario General de Gobierno en turno.

El tema que lleva al banquillo al partido naranja es que, en 2018, no cumplieron con “realizar por lo menos una publicación trimestral de divulgación y otra semestral de carácter teórico”, para repartir a sus seguidores.

Ese mismo año le hallaron irregularidades por diez millones 542 mil varos “al realizar traspasos –bancarios- de saldos de campaña”.

Reportaron consumos de gasolina y equipo de transporte “carentes de objeto partidista” por 298 mil pesos, lo que les valió multas que no se pudieron quitar (en realidad descuento en el monto del subsidio oficial).

A querer o no, hay un “repaso” de aquellos días alegres.

Otro ejemplo. Movimiento Ciudadano pagó 83 mil 520 pesillos por el servicio de “síntesis informativa” (recortes de periódicos), pero omitió presentar una “muestra o evidencia fotográfica”.

Lo más común es que los partidos pagan facturas sin recibir la contraprestación, o la encubren como favor.

Veremos las multas que aplica el Instituto, o determina sencillas “amonestaciones públicas”.

Inconcebible que, por gastos que no pudo comprobar en 2015, la autoridad no haya sancionado al Morena casi cuatro años después.

La gente que tienen en prensa (comunicación social) no escribe ni en las paredes, menos van a elaborar una revista trimestral y  un libro semestral.

Cobraron pero no publicaron, como dice uno de los puntos resolutivos. Gastaron 97 mil pesos en ediciones que “no vieron la luz pública”, según el argot editorial.

Removiendo más lodo, en ese mismo año el INE le dio vista a la FEPADE (Fiscalía Delitos Electorales) para iniciar investigación en contra de Movimiento Ciudadano, por recibir dinero en efectivo de incierta procedencia.

Embarraron hasta a la trasportista Transpaís Unico, lo más serio que tenemos en Tamaulipas en el sector empresarial.

Los fiscalizadores le preguntaron si habían facturado a MC en el 2018 y dijeron la verdad: Que sí, por un monto por 87 mil 700 pesos que no fue reportado a gastos por el partido.

También al banquillo los priístas. De plano se olvidaron de las mujeres, destinar el dinero de sus proyectos.

La Ley dice que del subsidio oficial, deben gastar un porcentaje para capacitación y promoción de las damitas. Les escamotearon 900 mil pesos y “algo más”.

Si cambiamos de tema, el TRIELTAM revocó la multilla por más de 42 mil pesos que el IETAM aplicó a la entonces candidata y hoy diputada por el Segundo Distrito, Nuevo Laredo, Imelda Sanmiguel Sánchez, por una razón (es en serio y no debe causar risa): “No  fue  advertida  la  actora” que la podían sancionar.

O sea que, el desconocer la Ley no es motivo de que se aplique a quienes la violentan.

Bendito Dios.

Aparte, la fracción del PAN que en el Congreso del Estado lidera Gerardo Peña Flores, subió iniciativa para eliminar, por violatoria a los derechos humanos, la exigencia de exámenes médicos para contraer matrimonio según el Código Civil.

Saludable que se modernice y acople nuestra legislación a los tratados internacionales. Buena medida.

La inconstitucionalidad se dio en una reforma emitida por la LXI legislatura, decreto 833 de fecha 13 de marzo del 2013, cuando presidían la mesa directiva Montserrat Arcos Velázquez, llevando como secretarios a Manglio Murillo Sánchez y al perredista Juan Manuel Rodríguez Nieto.

Desde entonces se introdujo la obligación, también, de una evaluación preconcepcional para saber si los futuros esposos pueden ser padres ¿también violatoria?.

Con fecha 10 de marzo del 2010, adicionaron las pláticas para evitar la violencia intrafamiliar impartidas por el Instituto de la Mujer Tamaulipeca, a iniciativa del legislador panista Gelacio Márquez Segura, acusado entonces de entrar entregado “al sistema”.

El Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca participó en Nuevo Laredo en los eventos del Día del Ejército, acompañando del titular de la Octava Zona Militar, General Carlos Arturo Pancardo; la Cónsul local de los Estados Unidos, Kathryn Flachsbart, y el coordinador del Congreso del Estado, Gerardo Peña Flores, entre otros funcionarios.

Colocado por editor

El Mazo del Decidor

LAS AGENDAS