México // Redacción

Google es una de las empresas más importantes de la actualidad, y aunque su principal negocio está en la publicidad, la empresa está explorando otros sectores, y parece que su gran apuesta ahora estará en el sector financiero.

Y es que según el Wall Street Journal, Google quiere hacerla de “banco” otorgando cuentas corrientes a los usuarios las cuales podrán gestionarlas a través de Google Pay, el sistema de pagos móviles de Google.

Si no sabes qué es una cuenta corriente, pues básicamente es una cuenta de débito donde tú depositas dinero a la cuenta que después podrás utilizar para cualquier cosa con el pago de tu tarjeta.

El proyecto comenzará a operar en algún momento de 2020, y la empresa dejó muy en claro que todos los datos recopilados de este proyecto no estarán disponibles para su venta, pues actualmente toda la información que recopilan de Google Pay no la venden, sino que la utilizan para mejorar sus productos.

Por otro lado, el servicio solo estará disponible en los Estados Unidos, y no se menciona si hay planes para su extensión a otras partes del mundo.