Los catarrines de Jaumave se duermen en cualquier banqueta

0
804

Ante la complacencia de la autoridad de la policía estatal acreditable, los borrachos del municipio de Jaumave se duermen a cualquier hora en donde se les cansa el caballo y se quedan completamente botados.

Estas personas regularmente se encuentran sucias y en completo estado de ebriedad, por lo que dan un mal aspecto a los turistas que visitan Jaumave y a las familias, niños y jóvenes que los ven botados en las banquetas de los negocios y hasta de las iglesias evangelistas como lo muestra la gráfica de un alcohólico que se quedó bien dormido afuera de uno de los templos religiosos.

La policía estatal acreditable debería de poner orden a este asunto ya sea llevándoselo a dormir la mona a sus casas o a las perfumadas celdas del módulo de seguridad pública municipal.

Comentarios

comentarios