En muchas ocasiones es difícil adaptarnos a algo nuevo, la costumbre nos hace omitir algunos detalles y continuar con nuestra vida como un día cualquiera.

Este ‘problema’ fue el que vivieron unos padres en Alemania.

Unos padres pasaron el susto de su vida cuando se olvidaron de su recién nacido en el taxi que los llevó del hospital a su casa en Alemania.

La policía de Hamburgo dijo el lunes que la pareja se bajó con su hijo mayor, de un año, del auto, pagaron y se despidieron. Cuando el auto se alejaba, los papás se dieron cuenta que se habían olvidado del bebé.

El padre persiguió al taxi a pie, pero el taxista no lo vio y siguió su camino, sin darse cuenta de que llevaba un polizón dormido.

El taxista luego estacionó su vehículo en un estacionamiento subterráneo, se fue a almorzar y descubrió a la criatura mucho después, cuando recogió a un nuevo pasajero en el aeropuerto.

El conductor rápidamente llamó a la policía, llegó a una ambulancia y examinaron al bebé, que luego fue llevado con sus padres.